• Mail: info@discovercartagena.co
  • Mail: info@discovercartagena.co
Carrito
DAT muajaj3

Una estatua para el DATT Cartagena

Por Freddy Herrera

No podemos mentir, nuestra ciudad está lejos de ser perfecta, pero hay unos ángeles vestidos de azul que luchan para mejorarla día a día: los agentes de tránsito. Son héroes que tan solo con un pito y su buena voluntad, nos llenan la vida de felicidad cada vez que tenemos la bendición de ser detenidos por ellos.

Esto es un homenaje a estos dignos representantes de la autoridad en Cartagena y las razones por las que, a mi juicio, deberíamos poner una estatua para adornar otra de nuestras pintorescas plazas.

  1. Bacanería total: gracias a su actitud relajada y súper amigable, siempre te saludan con una sonrisa. Forjados de una decencia envolvente te dejan sin palabras, anonadado, casi que deseando que fuera tu mejor amigo o el nuevo novio de tu hermana.
  2. Tolerancia: son grandes entendedores de que en este país la ley es muy complicada, por eso ignoran las infracciones que ya hacen parte del patrimonio cultural; como el exceso de emisión de gases, la ausencia de stops traseros, los buses con sobrecupo o los ejemplares ciudadanos que van en contravía. Porque al fin y al cabo, así hemos vivido siempre y así somos felices.
  3. Colaboradores 100%: los agentes de tránsito son celebres por su compasión con los conductores, siempre dispuestos a “colaborarle” por una simple muestra de aprecio de parte del infractor y sin importar la gravedad de la infracción. Siempre están dispuestos a perdonarte por una ligera contribución económica.
  4. Económicos: como aporte a la salud de la canasta familiar, el precio de sus pequeñas demandas no ha subido desde hace más de una década. Ni el IPC, ni la inflación les ha llevado a cobrarnos más. Desde $20.000 usted puede seguir con su vida tranquilamente. Con un poco de creatividad podrían sacar 2×1 o happy hour.
  5. Equitativos: adicional al punto anterior, los agentes de tránsito tienen el talento innato para realizar estudios de renta inmediatos, porque no es lo mismo parar un Daewoo modelo 92 que una Toyota de las bonitas y cobrar acorde al marrano de turno.
  6. TIC: a mi no me ha tocado, pero todo indica que ahora los agentes prestan su servicio por celular. Con frecuencia se les ve atendiendo solicitudes de vital importancia para la ciudad, a través de chats y redes sociales. Además de una estatua se merecen un asistente para que les ayude a digitar más rápido.

Hay mil razones más para resaltar su ardua labor. Me parece coherente reemplazar la estatua de Juan Pablo II o la de San Pedro Claver, quien evangeliza su propia ley, guiando a los incivilizados ciudadanos para que sigan rodando sobre las ruedas cuadradas del caos y el subdesarrollo.

 

Sí quieres compartir tus textos o ideas con DiscoverCartagena.co escríbenos a edicion@discovercartagena.co y comencemos a construir juntos una mejor Cartagena de Indias. En caso de encontrar alguna falla de sintaxis no dudes en comunicarla.